lunes, 28 de diciembre de 2015

Propósitos de Año Nuevo, ¿cuáles son los tuyos?

Algunos de los propósitos más nombrados: 

- Perder peso y mantenernos en buena forma física

- Dejar de fumar

- Aprender algo nuevo

- Comer sano y tener una dieta equilibrada

- Saldar las deudas y ahorrar

- Pasar más tiempo con la familia

- Viajar y ver lugares nuevos

- Estar menos sometidos a estrés

- Unirse a algún voluntariado

- Beber menos alcohol

Estudios realizados confirman que, sólo el 12% de las personas consigue lo que se propone cada vez
que el calendario señala el inicio de un nuevo año. También se llegó a la conclusión de que los hombres tienen más éxito cuando se unen a otros con un mismo objetivo (por ejemplo, ir al gimnasio) o cuando se centran en la recompensa que supondrá su objetivo. Sin embargo, las mujeres lo tienen más fácil a la hora de alcanzar sus objetivos cuando hablan de ellos con amigos y familiares.

Para este 2016 hazte propósitos reales y que puedas alcanzar. ¿Tienes algún propósito que nos quieras compartir?

martes, 15 de diciembre de 2015

Cuida tu figura en Navidad

En estas hermosas fiestas de fin de año reina la felicidad y la abundancia en la comida, la bebida y la diversión. Sin embargo, ninguno de nosotros queremos aumentar esos kilos de más que después son tan difíciles de bajar, sólo por excedernos durante unos pocos días.

Entonces, vamos a reforzar la diversión y a fortalecer la alegría que debemos compartir en estas fiestas sin que después tengamos que lamentar intoxicaciones alimenticias, malestares gastrointestinales y un aumento de peso indeseado. Para lograrlo, sigamos las siguientes recomendaciones:

-      No olvidar: lo primero que debes hacer el día de las celebraciones es no olvidar todo lo que ya conoces acerca de una dieta saludable. Empieza por no saltar comidas, realizar el desayuno, comer despacio, masticar bien los alimentos y disfrutar de los sabores que estas fiestas pueden ofrecerte, al igual que de la compañía y afecto de tus seres queridos.
-   Calma tu apetito: para acercarnos al momento de la gran cena o la enorme comida, es importante que comiences con menos hambre, de esta forma el control será mayor sobre todo lo que ingieres. Para eso, es útil que antes de este momento ingieras una gran ensalada de vegetales frescos o frutas y un vaso de agua.
-   Controla las porciones: para controlar mejor las raciones a consumir, lo ideal es que se sirva una vez por cada plato y en cada uno de ellos, los protagonistas sean alimentos sanos y poco calóricos, como ensaladas, frutas y hortalizas. Es decir, si de plato principal hay pavo con guarniciones varias, escoge para llenar la mitad del plato de vegetales, después pon una presa de pavo sin piel, y un poco de guarniciones adicionales. También debes controlar las las porciones de postres o dulces: no hace falta que pruebes todos y que repitas hasta la infinidad, con sólo ingerir un pequeño bocado de dos de los dulces navideños que más te apetecen ya será suficiente.
-    Modera las calorías líquidas: Presta atención a las bebidas que consumes, pues entre su aporte de alcohol y su porción azucarada, podemos aumentar significativamente las calorías ingeridas. Puedes dejar las bebidas alcohólicas sólo para el momento del brindis y evitarlas el resto del tiempo, o en últimas, consumirlas con moderación. Intenta no sobrepasar 3 copas de champaña en una noche y durante la cena, recurre a las opciones sin calorías, sobre todo, al agua.
-      Desvíe su atención: que la comida no sea el centro de atención. Lo que verdaderamente importa es el reencuentro con tus familiares y seres queridos en estas celebraciones. Conversa, comparte experiencias y fotografías de lo realizado en el año, comparte tu amor y agradecimiento a tus amigos y familiares en lugar de estar todo el tiempo pendiente de qué comer.
-    Actividad: sumar actividades físicas como parte de la celebración es un buen recurso para incrementar el gasto calórico y despejar nuestra vista de la comida para reducir su ingesta. Puedes salir a caminar, organizar algún juego que implique ejercicios físicos y puedas compartir, o simplemente, dar un paseo para disfrutar de esta temporada junto a tus seres queridos.
Siguiendo estos consejos evitarás subir de peso (y bajarlo difícilmente después), y podrás prevenir malestares gastrointestinales, pesadez, intoxicaciones u otras afecciones que suelen aparecer tras una comida copiosa y abundante. Por amor a tu cuerpo y a tu salud, practica estas recomendaciones!!! 

jueves, 10 de diciembre de 2015

¿Qué debo saber acerca de mis cuidados después de una abdominoplastia?

Debes saber que:

Al final de la Cirugía se coloca un vendaje compresivo que se retira a las 24 horas. También se colocan dos drenajes para permitir la salida de serosidad o pequeñas cantidades de secreción “sanguinolenta” que se retiran a las 48 horas.

Después de retirar el vendaje compresivo se coloca una faja especial. Esta debe usarse constantemente en las primeras ocho semanas, tanto de día como de noche, pudiendo retirarla por breves períodos de tiempo para aliviar la sensación de presión constante.

Las suturas se retiran entre la primera y la segunda semana después de la Cirugía.

Debes saber que después de una abdominoplastia es normal presentar:
-    Dolor leve a moderado que puede aparecer en el post-operatorio inmediato, pero que será aliviado con analgésicos. En caso de que el dolor presente mayor intensidad, debes avisar a la enfermera para que se lo comunique al médico y tomen medidas para aliviarlo.

-    Pequeño sangrado y/o secreción sero-sanguinolenta por la incisión (sólo en las primeras 48 horas)

-    Pequeño aumento de la temperatura (hasta 38ºC) (sólo en las primeras 48 horas)

-    Pequeña hinchazón (edema) en el abdomen y la región pubiana. Este disminuye gradualmente, desapareciendo alrededor de la tercera semana.

-    Pequeñas áreas de equimosis (moretones) en la región abdominal, que desaparecerán gradualmente alrededor de la cuarta semana.

-    Sensibilidad del abdomen que disminuye en el post-operatorio y va normalizándose progresivamente.

Para cuidarte y recuperarte pronto:
-    Duerme o descansa de espalda, con la cabeza ligeramente elevada y las piernas flexionadas,
colocando almohadas debajo de las rodillas.
-    Camina en ciertos periodos de tiempo según lo indicado por tu cirujano, man¬teniendo siempre el cuerpo ligeramente flexionado para evitar tensión en la cicatriz.
-    Evita mojar el apósito (banda protectora), mientras no se retiren las suturas. Después podrás ducharte siempre que después seques perfectamente los apósitos con aire frío.
-    No realices actividades o ejercicios fuertes o violentos durante ocho semanas.
-    Evita esfuerzos abdominales durante seis semanas. 
-    No conduzcas vehículos hasta después de cuatro semanas.

Y lo más importante, mantén siempre una actitud positiva. No te sientas enferma, sólo estás en un proceso de embellecimiento. Quedarás hermosa y tu abdomen quedará espectacular. 

jueves, 3 de diciembre de 2015

¿Quieres un cuerpo más armonioso? La lipoescultura y todos sus beneficios


La lipoescultura es el procedimiento con el cual puedes mejorar la forma de tu cuerpo, removiendo los depósitos de grasa resistentes al ejercicio, proporcionando resultados sorprendentes en un tiempo medianamente corto.

consiste en retirar la grasa de aéreas anatómicas especificas como caderas, glúteos, abdomen, espalda, muslos, brazos, papada entre otros,  para lo cual se utilizan cánulas muy pequeñas que se introducen por incisiones mínimas.

Es importante resaltar que existen variadas técnicas para llevar a cabo la lipoescultura, pero lo más importante es que lo hagas en manos expertas, con un Cirujano Plástico certificado y miembro de la Sociedad Colombiana de Cirugía Plástica, el cual cuenta a su vez con personal calificado para el momento de tu cirugía (anestesiólogo, ayudante, etc) y te operará en una clínica con todos los estándares de calidad para la seguridad del paciente.

En la consulta, debes estar preparada para hablar con sinceridad sobre tu historal de salud, cirugías previas, alergias, enfermedades, entre otros temas. De la claridad y sinceridad con tu cirujano también depende el éxito de tu cirugía. Es importante que proporciones la información completa y veraz.

Además serán llevadas a cabo las siguientes actividades:

•         Evaluación médica completa.
•         Se solicitarán algunos exámenes
•         Valoración pre-quirúrgica
•         
    Se tomará fotografías del área a tratar, que permitirán diseñar tu cirugía en un programa de computador y obtener un resultado aproximado al real.

•         Se darán recomendaciones para los días previos a la cirugía y posteriores a la cirugía

La eliminación de grasa tiene efectos positivos en tu salud y bienestar en general ya que reduce las probabilidades de sufrir enfermedades cardíacas, diabetes, colesterol y ciertos tipos de cáncer. La lipoescultura ayuda a eliminar hasta 10 libras de grasa localizada.

Logramos a través de una lipoescultura crear un cuerpo armonioso, esbelto y bello.

Aunque los principales  beneficios realmente son: el aumento de tu autoestima, de la confianza en ti misma, tu seguridad  y mejorar notablemente tu salud.

Te esperamos para más información y presupuestos.